El ulterior conjunto de investigadores de la ONU llega a Líbano tras abandonar Siria

MADRID, 31 Ago. –

El ulterior conjunto de inspectores de armas químicas de Naciones Unidas desplazados a Siria ha llegado a primera hora del viernes a Líbano tras abandonar poco antes su hotel en Damasco, según ha informado la cadena de televisión libanesa LBCI.

El grueso de la representación abandonó región sirio por la límite con Líbano durante la jornada del viernes, si bien un conjunto técnico se quedó en el nación para realizar más inspecciones.

Estos inspectores decidieron permanecer en contestación a una demanda en este significado formulada por el ministro de Asuntos Exteriores sirio, Walid al Muallem, quien les reclamó que además inspeccionen los suburbios situados en el este de la capital.

Este mismo viernes, el Gobierno de Siria ha afirmado que las acusaciones lanzadas por el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, son un “intento desesperado” de justificar una dable “agresión” y ha recordado las “mentiras” que precedieron a la invasión de Irak.

Un portavoz del Ministerio de Exteriores sirios ha asegurado en declaraciones a la empresa de noticias oficial SANA que su Ejecutivo está “sorprendido” por el acto de que “uno de los mayores países del mundo esté intentando engañar a la opinión pública de una manera tan ingenua, sin basarse en pruebas”.

Para Damasco, las acusaciones de Washington tienen como única base informaciones “antiguas” difundidas por los “terroristas” y están “llenas de conjeturas y mentiras”.

En este significado, ha criticado que el Gobierno de Barack Obama “base sus posiciones de conflicto y paz en cosas publicadas en las redes sociales”, lo que a ojos del Ministerio de Exteriores sirio es “un tentativa desesperado de hablar al mundo para que acepte la próxima agresión estadounidense”.

ESCALADA DE TENSIÓN Debido al bloqueo en el recomendación de certeza, máximo órgano ejecutivo de Naciones Unidas, Estados Unidos y sus aliados han comenzado a plantearse la posibilidad de intervenir militarmente en Siria sin el visto bueno de la organización universal.

Fuentes del Gobierno estadounidense han aseverado a la cadena NBC que la acto militar contra Siria sería próximo. Al parecer, iría dirigida contra objetivos concretos, por lo que apenas duraría tres días. Su objetivo sería enviar un mensaje al Gobierno que preside Bashar al Assad.

En contestación a estos rumores, el presidente estadounidense ha aclarado que “todavía” no ha tomado una determinación sobre la intervención militar en Siria, al período que ha subrayado que no está curioso en “un crisis abierto” en la territorio.

ATAQUE QUÍMICO Las alarmas saltaron el pasado 21 de agosto, cuando las tropas gubernamentales lanzaron un ofensiva químico sobre Damasco dejando cientos de muertos y miles de afectado, según han denunciado activistas y opositores.

Este supuesto ofensiva químico ha activado el engranaje de la política universal permitiendo que, tras meses de espera, finalmente un categoría de expertos de Naciones Unidas llegara a Siria para investigar estas denuncias sobre el solar.

El Gobierno sirio ha dado su visto bueno, permitiendo el entrada irrestricto de los expertos de la ONU a todo el región, a pesar de que hasta ahora se había negado a que investigaran además las denuncias de la oposición.

El secretario corriente de la ONU, Ban Ki Moon, ha pedido tranquilidad a la comunidad universal para permitir que los inspectores completen su labor.

Buscar en el Blog
Destinos más buscados