El alcalde de Málaga cree que el accidente entre alcaldes del PP y Díaz se habría evitado «si hubiera recogido el papel»

Foto: EUROPA PRESSMÁLAGA, 27 Oct. –

El alcalde de Málaga cree que el accidente entre alcaldes del PP y Díaz se habría evitado

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre (PP), ha considerado, a raíz de los incidentes de este pasado sábado en la capital entre alcaldes y concejales ‘populares’ y la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, que todo se habría evitado «si se les hubiera recibido dos minutos y recogido el papel» con sus reivindicaciones. «No hubiera pasado nada; nadie se hubiera enterado de nada», ha declarado.

«No digo que la culpa de lo ocurrido sea porque la Junta no les atendiera, pero ahí hay un agente detonante de la tirantez que se vivió», ha aseverado, añadiendo que «si la Junta hubiera tenido un mínimo de deseo de conversación en atender a estos señores unos minutos, no habría pasado nada».

En este calceta, el además senador del PP, que ha participado este domingo en la despliegue ‘Juguemos en familia’, organizada por el Área de Derechos Sociales, ha recordado que «los alcaldes del PP habían solicitado, a través del representante del Gobierno andaluz, José Luis Ruiz Espejo, una diálogo , brevísima, con Díaz, que éste no resolvió; pues si se hubiera pactado antes o después del acción del Museo Picasso Málaga (MPM), no habría habido ninguna posición de presión».

Así, no se ha mostrado nada crítico con el proceder de los alcaldes ‘populares’, que «representan a una sucesión de municipios significativos de Málaga», y ha descuidado diáfano que «se merecían una deferencia por fragmento de alguien».

Al ente preguntado en determinado por los incidentes en el hotel NH, a la partida en coche de Díaz, ha dicho que «no puedo opinar de algo que no he visto; sé lo que me contó la presidenta cuando llegó al Museo Picasso, estaba con faz larga y muy enfadada conmigo, cuando yo estaba extraño a todo lo que había pasado».

Según le han trasladado, «trataron de ver a la presidenta en el hotel y preguntaron por ella, pero nadie daba contestación ni nadie se identificó como responsable de los equipos de gabinete de Presidencia de la Junta y luego ya se encontraron con el coche saliendo del ‘parking'».

«Parece que la táctica del Gobierno andaluz era no atender debajo ningún concepto a los alcaldes del PP», algo que ha lamentado y que, incluso, ha tachado de «craso error» porque, «en política y en democracia, hay que atender y escuchar a la personas, aunque no se esté de acuerdo».

Por ello, el regidor ha manifestado que la misterio está en «qué fue antes, si el coche que pasa por encima de o trata de pasar a pesar de, abriéndose camino entre los que están con la pancarta, o algún tipo de presión sobre el coche; no lo sé». En cualquier caso, ha reiterado que «todo se habría desenvuelto si se hubiera atendido la demanda que se hizo a través del representante de la Junta y la presidenta los hubiera recibido y le hubieran entregado el documento».

TRATO «DURO Y EXCESIVO» A OBLARÉ Sí vio, sin decomiso, fragmento de lo que ocurrió al finalizar el acción institucional de celebración del décimo aniversario del MPM cuando

el vicesecretario corriente del PP de Málaga y vicepresidente de la Diputación, Francisco Oblaré, intentó entregar a la presidenta de la Junta el carta con las exigencias de los alcaldes ‘populares’ de municipios de menos de 25.000 habitantes, «un instante de tirantez –ha comentado– en el que los escoltas le trataron de una manera dura y claramente excesiva».

«A un vicepresidente de la Diputación que va a entregar un papel no se le puede tratar de esa manera», ha opinado el primer edil malagueño. En ese caso, como en el hotel, ha afirmado que «yo hubiera cogido el papel».

Independientemente de todo ello, al ente cuestionado por si lamenta que el acción institucional del Museo Picasso Málaga quedara quizá ensombrecido debido a estos rifirrafes, cuando, también, estaba regalo la familia del pintor, el alcalde ha vuelto a señalar que «todo eso se hubiera evitado perfectamente si se hubiera recibido y recogido un papel».

Al respecto, ha admitido que «me preocupaba que Christine y Bernard Ruiz-Picasso tuvieran la sensación de que había una posición de tirantez porque, en efecto, no es bueno que eso se produzca, pero se podía evitar cogiendo el papel». De acto, se ha mostrado protegido de que los protestantes «en ningún instante pretendían ensombrecer el acción del MPM, sino solo aprovechar la presencia en Málaga de la presidenta de la Junta para dialogar con ella y entregarle el documento». «Eso es de lo más normal», ha apostillado.

En este calceta, el primer edil malagueño ha acto hincapié en que como alcalde ha tenido situaciones de tirantez como las vividas este sábado, «y tanto peores», de «personas que me querían entregar un carné para plantearme una protesta o una sugerencia», y «jamás se me ha ocurrido no mirarles, no atenderles y no recogerles la hoja; directamente lo cojo».

DOS VARAS DE MEDIR «Son situaciones que he sobrellevado con la máxima dignidad y no me he desgarrado las vestiduras», ha expuesto, recordando el acción de inauguración del Parque. Precisamente, en este calceta, ha criticado que «haya dos varas de medir», en cometido de «si los agobiados o acosados son del PP o del PSOE».

Finalmente, sobre la demanda del PSOE al presidente de la Diputación y del PP de Málaga, Elías Bendodo, de destitución de Francisco Oblaré; la vicepresidenta primera, Francisca Caracuel, y el diputado y alcalde de Nerja, José Alberto Armijo, por su implicación en los incidentes de este sábado, De la Torre la ha tildado de «desproporción brutal».

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Buscar en el Blog
Destinos más buscados