Adelson: Luces y sombras de una fortuna envidiada

Sheldon Adelson, el magnate del juego que pretendía crear Eurovegas, tiene muchos amigos, pero además muchos enemigos, y no siempre es sencillo encontrar el senda verdad entre las alabanzas de los unos y las críticas de los otros. A sus ochenta años y mirando hacia detrás, el vástago de inmigrantes judíos de Ucrania que se instalaron en Massachusetts tiene muchos motivos para la placer.

A partir de una infancia modesto en la que pronto tuvo que lanzarse a trabajar a los doce años repartía periódicos y a los 16 comenzó un negocio de máquinas de caramelos, Adelson tuvo el olfato y las habilidades necesarias para desarrollar una despliegue empresarial que pronto le permitió construir un reino. Su contemporáneo fortuna es valorada en 34.000 millones de dólares, lo que este año le ha situado en el sitio cifra doce entre las gente más ricas del mundo.

Adelson no ha escapado, sin decomiso, a las sombras que en ocasiones se relacionan con el negocio del juego. En agosto de este año Las Vegas Sands Corporation, la agencia de la que es primordial propietario, presidente y mentor representante, aceptó pagar al Gobierno de Estados Unidos más de 47 millones de dólares para poner término a la motivo judicial abierta contra él por supuesto blanqueo de dinero. Adelson además ha sido investigado en EE.UU. por dable soborno a ciertas autoridades chinas para lograr los permisos que facultaron la creación de su complicado de hoteles y casinos en el enclave de Macao.

Donante de fondos a los republicanos

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Buscar en el Blog
Destinos más buscados